quinta-feira, 28 de janeiro de 2021

ESCRITURA CONQUISTADA | Thelma Nava (México, 1932-2019)

  

CONVERSA SOBRE LA REVISTA PÁJARO CASCABEL

 


FM Como surge Pájaro Cascabel, incluindo este simpático e sugestivo nome? Por quem está formada sua equipe editorial inicial e quais modificações são verificadas, enquanto dura o projeto?

 

TN El proyecto surge a iniciativa del escritor y crítico argentino Luis Mario Schneider, quien vivió en nuestro país durante casi toda su vida profesional y afectiva. Recuerdo que traía una revista que editaba en Córdoba, Argentina, Caballo verde, con un formato similar al de los primeros números de Pájaro Cascabel. El título constituía un homenaje a una revista editada por breve tiempo por Pablo Neruda, que se llamaba Caballo verde de la poesía. Lo original de nuestra propuesta era utilizar papel cartoncillo y más adelante de envoltura en las primeras plaquettes que publicamos. En aquella época resultaba muy original hacerlo y fuimos los primeros en realizar este tipo de ediciones. En cuanto al nombre, “pájaro cascabel” era la denominación que se le daba al poeta en los tiempos prehispánicos, porque se decía que “llevaba su canto de flor en flor”.

En un principio Luis Mario Schneider proponía que la revista fuera esencialmente una revista de un grupo determinado de poetas, entre los que se encontraban muchos de mi generación: Homero Aridjis y Marco Antonio Montes de Oca entre otros. Nos proponíamos asimismo publicar casi en todos los números algún poema prehispánico, en versiones castellanas del antropólogo Demetrio Sodi (del maya fundamentalmente), así como la concepción que tenían de la poesía algunos de los poetas a los que publicábamos, o sea su canon literario. Varios poetas nos entregaron valiosos testimonios, entre ellos Jaime Sabines, Homero Aridjis, Marco Antonio Montes de Oca, Efraín Huerta, Salvador Novo y el nicaraguense Ernesto Mejía Sánchez entre otros.

En el equipo inicial aparecíamos como responsables Luis Mario Schneider, el poeta argentino (de muy breve paso por la revista), Armando Zárate y yo. Zárate se regresó a Argentina y en un momento determinado Schneider se marchó a una Universidad de los Estados Unidos a impartir cátedras de literatura. Fue entonces cuando asumí la dirección de la revista e invité a participar como Secretario de Redacción al entonces joven poeta Dionicio Morales. Prácticamente fue en esa época cuando se dio inicio a la segunda época de la revista, con un nuevo formato y un considerable número de páginas, otro tipo de papel, lo que volvió a la revista digamos que más convencional, con portada a color y un suplemento, que formaba parte de la misma, para publicación de anuncios de algunos de los patrocinadores, noticias diversas y textos de diversa índole. En el último número publicado, que fue el 5/6 (dedicado a la poesía de Cuba), correspondiente a los meses enero-julio de 1967, se había formado ya un Comité de Redacción integrado por Juan Bañuelos, Efraín Huerta, Marco Antonio Montes de Oca y Jaime Sabines, yo seguía apareciendo como Directora y ya no figuraba Dionicio Morales.

El proyecto duró cinco años, de septiembre de 1962 a julio de 1967.

Deseo señalar la importancia y trascendencia que tuvo en nuestro país particularmente, la publicación del número 19/20 (septiembre-noviembre de 1965) dedicado a la poesía de México. Se trataba de un panorama -nunca una antología, aunque fue tomada como tal-, que decidí realizar a partir de la generación de la revista Taller, es decir de Octavio Paz, Efraín Huerta y Rafael Solana (nacidos los dos primeros en 1914), que rompió todos los esquemas que nos antecedieron. En aquellos momentos la única antología mexicana existente era La poesía mexicana moderna de Antonio Castro Leal, publicada en 1953 por el Fondo de Cultura Económica, que recogía setenta y cinco años de poesía mexicana, a partir de Manuel Gutiérrez Nájera. Sin embargo, en lo que se refería a la poesía que se escribía en las décadas de los 50 y 60, no era muy preciso que digamos el panorama, ya que el antologador no era muy estricto en su selección.

Nuestro panorama o antología como se consideró en la práctica e incluso fue llamada “la antología del escándalo”, publicaba a poetas de la Generación de Taller hasta los jóvenes que en aquellos momentos acababan de rebasar los veinte años. A partir de la publicación de ese número de Pájaro Cascabel los críticos comprendieron la necesidad de publicar antologías más actualizadas y con nuevos criterios. Muy poco tiempo después, en 1966, aparecerían las antologías La poesía mexicana del Siglo XX de Carlos Monsiváis, con notas, selección y resumen cronológico de su autor y en ese mismo año Poesía en movimiento, con selecciones y notas de Octavio Paz, Alí Chumacero, José Emilio Pacheco y Homero Aridjis y un extenso prólogo de Octavio Paz, que a 40 años de haberse editado sigue siendo un importantísimo punto de referencia de la poesía mexicana y mantiene todavía una gran vigencia y que continúa reeditándose a través de los años. Curiosamente estas dos antologías dieron cabida únicamente a tres mujeres en cada una de ellas. En la de Octavio Paz, que fue siempre muy generoso con los jóvenes, se incluyó mi poesía, lo que constituyó un gran estímulo para mi obra.

 

FM Tenho comigo uns poucos exemplares de Pájaro Cascabel, de maneira que não sei ao certo se, no geral, era revista que se dedica exclusivamente à criação poética. Já me dirás se esta minha observação é correta e qual o motivo desta opção.

 

TN Ciertamente la revista Pájaro Cascabel se dedicaba exclusivamente a la creación poética. Es importante señalar que desde los inicios de la revista iniciamos la publicación simultánea de plaquettes y posteriormente de libros formales en diversas colecciones, casi todas pagadas por los autores que contribuían al financiamiento de la revista y en donde llegamos a publicar también libros de cuentos de autores hispanoamericanos. Llegamos a editar casi 40 libros que tenían, al igual que la revista, una amplia distribución en muchos países y que fueron siempre muy bien recibidos por la crítica. Recuerdo que entre los autores que publicamos, se encontraba Marcos Ricardo Barnatán, a quien conocí personalmente en Argentina y quien a través de los años llegó a convertirse en prácticamente el investigador número uno de la obra de Borges.

 

FM Quantos números foram publicados? Nas edições que tenho comigo não constam editoriais, porém não sei se esta era a tônica de Pájaro Cascabel. Eram comuns os editoriais nas revistas da época, alguns deles bem polêmicos. Gostaria que me falasses a respeito. Também indago sobre esses livros que foram publicados, se é possível destacar aqui alguns dos autores ali destacados.

 

TN De la primera época publicamos 20 números, incluido un número doble y de la segunda época se publicaron 6 números, incluyendo dos números dobles. Dado el formato de nuestra revista no nos propusimos jamás incluir editoriales, de hecho casi ninguna de las revistas de la época los utilizaba.

De la colección de libros y plaquetas que publicamos, podríamos destacar los siguientes títulos: La difícil ceremonia, de Homero Aridjis; El Tajín, de Efraín Huerta; Valparaíso, de Luis Mario Schneider y Pido la palabra de Rafael Solana. En la colección de plaquetas. En la de libros destacan Otoño encarcelado, de Ramón Martínez Ocaranza; La palabra a solas, de Guillermo Fernández; Poemas para leer sin música, del salvadoreño Rafael Góchez Sosa; Oh, San Roque, del crítico francés André Coyné; El dominó de Jaime Cardeña (libros de cuento) y Los ojos de la clepsidra, libro de cuento y poesía del colombiano René Rebetez.

 

FM Ao referir-se aos números especiais que Pájaro Cascabel costumava editar, Dionicio Morales observa que em tais edições “podemos contar a los que hoy son los poetas más representativos de nuestro continente y España”. [1] De que maneira consideras a existência de uma segunda vanguarda, no continente americano, que se configura nos anos 60, ou seja, que não pode ser entendida como uma manifestação tardia da vanguarda européia e seus primeiros reflexos em todo o mundo?

 

TN Creo que sí es posible quizá hablar de una segunda vanguardia en el continente americano la que se configuró en los años 60, porque nada nace por generación espontánea y en todo caso no podría ser calificada como una manifestación tardía, sino como algo innovador en América Latina a partir de experiencias anteriores. Creo que en este sentido habría que preguntarles a los representantes de esas vanguardias cuales fueron son sus puntos de vista en su momento.

 

FM Não te consideras representante disto que chamo de 2ª vanguarda?

 

TN No, de ninguna manera.

 

FM ¿Hay alguna relación entre Surrealismo y Beat Generation? Pregunto esto porque pienso que la configuración de las vanguardias en América Latina en los años 60 posee una mezcla de estos dos movimientos.

 

TN Por supuesto que sí considero que hubo siempre una relación muy estrecha en estos movimientos que configuraron las vanguardias latinoamricanas precisamente en aquellos años.

 

FM Qual diálogo buscava com outras publicações similares no restante do continente?

 

TN – Desde sus inicios Pájaro Cascabel mantuvo un diálogo constante con otras revistas de nuestro continente y de España, gracias a nuestros representantes en muchos países. Aun cuando no hacíamos tirajes muy grandes de la revista y de los libros, los escritores que nos ayudaban en otras latitudes las hacían llegar a lugares clave y por ello llegó a ser muy conocida nuestra labor. Recuerdo que publicamos en la revista “Palabras nadaístas a los poetas de América Latina”, de Gonzalo Arango, colaboración que tuvo una enorme repercusión en el continente.

Existía en esa época una gran solidaridad entre todos los editores de revistas independientes de nuestro país, ya que nos promovíamos a través de nuestras páginas y nos ayudábamos en todo lo que podíamos, además del diálogo literario constante que manteníamos. Incluso algunos de los representantes que teníamos en otros países eran los mismos de El Corno Emplumado. Fue precisamente a través del editor de la revista Cuadernos del viento, Humberto Batis, que conocimos al impresor con el que publicábamos la revista y los libros que editábamos. Eso sería tal vez impensable en la época actual.

 

FM Estava observando as conexões do argentino Aldo Pellegrini com os poetas [grupos, revistas etc.] de todo o continente americano por ocasião da edição daquela sua antologia em 1966. Se por um lado ele menciona grupos atuantes na Colômbia [Nadaístas], no Equador [Tzántzicos] e na Venezuela [El Techo de la Ballena], por outro demonstra desconhecer o que se passava no México, se pensarmos em termos de El Corno Emplumado e Pájaro Cascabel. Esta ausência te parece que seja um desconhecimento ou certa restrição de Pellegrini às novas conexões estabelecidas entre poetas hispano-americanos e a Beat Generation?

 

TN Creo que habría que investigar un poco más a fondo la razón por la que Aldo Pellegrini no haga ninguna referencia a El Corno Emplumado y a Pájaro Cascabel en esa antología que tú mencionas y que nunca llegué a conocer. Probablemente Sergio Mondragón tenga alguna idea más precisa de todo esto. En lo que se refiere particularmente a la Beat Generation, que como sabes es un movimiento que se gestó en los Estados Unidos, Margaret Randall, que formó parte del mismo tendría mucho qué decir al respecto, aunque en lo personal considero que Pellegrini no estuvo particularmente interesado en el tema, porque como afirma José Angel Leyva en la contraportada del libro de José Vicente Anaya Los poetas que cayeron del cielo, que es uno de los mejores estudios que he leído sobre la Beat Generation, fue “un grupo de estadounidenses que hicieron del arte, la literatura, y en particular de la poesía, su refugio espiritual dentro de una civilización machacada por la enajenación, el consumismo y el culto a la violencia”.

 

FM Conta-me a respeito do 1º Encuentro Americano de Poetas – preparação, realização e repercussão – e tua avaliação hoje do Movimiento Nueva Solidaridad. O anúncio era bastante claro quanto aos objetivos: “conocimiento mutuo, establecimiento de lazos fraternos, diálogo abierto sobre el hombre y la poesía”.

 

TN El 1er. Encuentro Americano de Poetas fue una actividad sin precedentes en nuestro país, fue de hecho el primer encuentro literario realizado en México, en el que los poetas llegaron por sus propios medios, ya que no teníamos patrocinios de ninguna índole y fue un encuentro independiente que constituyó un gran hito en nuestro país, al grado de que el periódico más importante de la época, el Excelsior destacó a un periodista muy importante para cubrir todas las actividades realizadas. Llegaron poetas de 15 países, tanto latinoamericanos, como de EEUU, a quienes alojábamos en casas de amigos solidarios con este movimiento Nueva Solidaridad planteado por Miguel Grinberg, editor de la revista Eco Contemporáneo, de Argentina. Todos los grandes escritores que publicaban artículos en los principales diarios, se ocuparon de ese encuentro durante toda una semana. Participaron no solamente poetas sino grandes novelistas como José Revueltas, actores y público en general. No faltó por supuesto uno que otro provocador, como suele suceder en este tipo de actividades. El mundo literario mexicano estaba de fiesta con el encuentro y fue también la primera vez que los poetas fuimos a leer nuestra poesía al Bosque de Chapultepec, en la Calzada de los Poetas. Jamás antes se habían realizado actividades en lugares abiertos, lo que resultó también muy novedoso. Se realizó una exposición de aproximadamente cien revistas latinoamericanas, que nos habían proporcionado los poetas asistentes al encuentro y que fue muy visitada durante los días que duró.

 

FM Lemos na “Declaración de México”, balanço do Movimiento Nueva Solidariedade, o seguinte trecho: “El proceso de cambio, reflejado por los poetas y los artistas, a partir del que se está operando en cada ser humano – resistido por los que se conforman con respuestas y pretextos que les sacan de la realidad – nos ha llevado a hablar de un ser que trabaja para consolidar una nueva era”. Em seguida se observa: “Este ser se evidencia en actitudes valientes y creativas, pero deberá convertirse en una formidable realidad que exprese nuestro tiempo. La nueva era ya se presiente en todo el Continente y se observa en el empeño de sus habitantes por construir un mundo diferente, adquiriendo contenido real en la expresión de un espíritu rebelde ante todo chantaje ideológico, político o económico.” [2] Eu gostaria de saber a tua opinião a este respeito. Até que ponto se sentia fortalecida a idéia de um novo ser nos anos 60 e em que medida se concretizaram tais expectativas?

 

TN Lamentablemente no guardo en mis archivos un ejemplar de esa declaración a la que haces referencia y de la que no recuerdo sus términos, pero por lo que me comentas definitivamente creo que no lograron concretarse esas expectativas que ahora nos parecen una utopía, a la luz de los acontecimientos que se fueron dando no solamente en nuestro Continente sino en el mundo entero. Sí recuerdo que se hablaba de organizar encuentros semejantes en otros países, lo que tampoco pudo darse. Considero que quienes organizaron el encuentro pueden aportar una visión más precisa del asunto, ya que mi participación se dio de manera incidental en la última etapa del mismo.

 

FM Em uma entrevista mencionas que Octavio Paz não se deixava publicar tão facilmente, que era um poeta que “se cuidaba mucho”. [3] Paz é uma das figuras mais controversas dentre as que participaram de todo este período de vanguardas no continente americano e que envolve mais de uma geração. A idéia de que ele “se cuidaba mucho” está intrinsecamente ligada a alguém que planejava em detalhes uma carreira literária. Estás de acordo?

 

TN Sin duda alguna debo haber afirmado eso debido a que él cuidaba mucho su prestigio y publicaba solamente en aquellas revistas que editaban los intelectuales más afines a él. No se hubiera aventurado a publicar en cualquier revista que no tuviera la suficiente calidad para merecer su confianza. De ahí que de las múltiples revistas independientes que se publicaban él confiaba en el prestigio tanto de “El corno emplumado” como de “Pájaro Cascabel”. No sé si realmente haya planeado en detalle su carrera literaria, pero sí por lo anterior que te comento, cuidaba mucho su prestigio.

 

FM As duas entrevistadoras te perguntaram pelas razões de se publicar uma revista com as características de El Corno Emplumado. A íntegra de tua resposta foi a seguinte: “Parecia sumamente original que se publicara y más como ellos lo explicaban, por qué se llamaba el Corno emplumado, lo que significaba el mismo título: la fusión de dos culturas, que era la serpiente emplumada y el corno del jazz, era ese simbolismo de las dos culturas, porque desde un principio publicaron a escritores como Octavio Paz, como Efraín Huerta, los poetas integrantes del grupo la Espiga Amotinada (que no era tan fácil que se publicaran, particularmente en el caso de Octavio Paz, que no publicaba en todas las revistas, él se cuidaba mucho. Además, otro elemento muy importante fue esa relación que existía entre el Corno Emplumado y los demás editores que hacían una enorme cantidad de revistas de nuestro en nuestro país en aquella época.” Além da pergunta que te fiz, peço que comentes um pouco sobre essa “enorme cantidad de revistas”.

 

TN No es que se tratara precisamente de una “enorme cantidad de revistas”, pero sí, como ha pasado siempre en nuestro país, hay revistas de las que sólo aparecen dos o tres números y desaparecen más que nada por razones de índole económica. Y te aclaro que no todas eran revistas de poesía. Algunas eran revistas de otras características, que reflejaba búsquedas distintas. Estoy hablando por supuesto de revistas independientes, como la revista “Snob” que publicaba Salvador Elizondo y otras que no recuerdo, que pertenecen al siglo pasado y mi memoria no es tan buena…

 

FM Leio poemas teus publicados no Jornal do Commercio, [4] no Brasil, nos anos 60, na tradução de Stella Leonardos. Como ela chegou à tua poesia e quais as relações estabelecidas entre poetas brasileiros e Pájaro Cascabel?

 

TN Durante los años 60 no conocía a muy pocos escritores brasileños, que por aquel entonces no tenían una gran difusión en nuestro país. Realicé un viaje por varios países del continente americano y llegué a Brasil. El único contacto que tenía era con un joven escritor argentino, Alejandro Vignati, quien estaba en el grupo de Miguel Grinberg y que trabajaba en ese entonces en la Embajada Argentina en Brasil. A través suyo conocí, entre otras personas a Stella Leonardos y a Walmir Ayala. Vignati me llevó en una ocasión a visitar a su entonces amigo Manuel Bandeira, a quien tanto admiraba y con el que conversé un poco. De hecho nunca se estableció una relación de ningún poeta brasileño con Pájaro Cascabel. Un poco de tiempo después comencé a escribirme con Fernando Ferreira de Loanda, quien vivió en Río durante casi toda su vida y quien generosamente editó diversas antologías de la nueva poesía brasileña, en su editorial Orfeu. El fue muy conocido en México, adonde viajó en muchísimas ocasiones, difundió la poesía mexicana allá y tuvo relaciones con innumerables poetas mexicanos. Esa fue en verdad la única relación que tuvo la revista Pájaro Cascabel con los poetas brasileños. Creo que me llegaban algunas de las publicaciones de la poesía concreta y conocía a Haroldo de Campos, a través de El Corno Emplumado.

 

FM Na enquete preparada por Miguel Grinberg em 1964, um dos poetas consultados, Pablo Antonio Cuadra, comentou: “Lo absurdo del mundo moderno es que quiere obligar al artista y al poeta a colocarse en uno o el otro lado del MURO. El puesto del artista es a uno y a otro lado; contra uno y otro lado.” [5] A pergunta indagava sobre independência do espírito e sua expressão, e justamente a partir deste tema eu gostaria que comentasses tua criação poética, desde um primeiro momento: como surge em ti a poesia e o que ela expressa?

 

TN En el autorretrato que publicaste en tu revista Agulha hablo bastante de eso, comencé a escribir poesía desde muy niña y años después, habría de descubrir a los poetas que fueron fundamentales en mi vida. Puedes si quieres mencionar muchas de las cosas que digo allí.

Mi poesía es expresión de la vida y sus contradicciones y expresa las vivencias y anhelos más importantes de una existencia que si bien no ha sido dedicada íntegramente a la poesía, sí ha sabido nutrirse de ella, lo que nos convierte en seres humanos más congruentes.

 


NOTAS

1. Morales, Dionicio. La palabra y la imagen. UAM. México. 1995.

2. Balanço datado de Fevereiro de 1964, incluído na edição Arte y rebelión. The Angel Press. Buenos Aires. 1965.

3. “Un pájaro cascabel”. Entrevista a Anne Mette W. Nielsen e Nicolenka Beltrán. Edição especial – Un corno emplumado – un homenaje – de la Revista Generación # 61. México, 2005.

4. “Thelma Nava: dois poemas”, Jornal do Commercio, Rio de Janeiro, 03/05/1964.

 

*****

Escritura Conquistada – Poesía Hispanoamericana reúne ensayos, entrevistas, encuestas y prólogos de libros firmados por Floriano Martins, además de muestra parcial de su correspondencia pasiva.

*****



*****

 


 


 





 


 


 





 


 


 



 


 - Escritura Conquistada - Poesía Hispanoamericana -

Floriano Martins

ARC Edições | Agulha Revista de Cultura

Fortaleza CE Brasil 2021



 

Nenhum comentário:

Postar um comentário